Actividades para niños con Autismo

Hoy se celebra el Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo, bajo el lema “Rompamos juntos barreras por el autismo. Hagamos una sociedad accesible”. Cada día las personas con autismo se enfrentan a un gran número de barreras, para poder disfrutar de sus derechos y ser parte plena de la comunidad.

El autismo es un síndrome del desarrollo neurológico, definido como “déficits en la reciprocidad social y la comunicación, además de por comportamientos repetitivos o inusualmente restringidos”.

Este síndrome se inicia en la infancia, y es heterogéneo, es decir, que no hay dos personas que padezcan autismo, y que tengan el mismo perfil sintomatológico.

El progreso del autismo es variable y las características en el comportamiento cambian con el tiempo, la mayoría de niños autistas siguen experimentando síntomas característicos del autismo cuando son adultos. Éstos conllevan problemas que guardan relación con la independencia, el empleo, las relaciones sociales y la salud mental.

Por esta razón los objetivo del tratamiento del autismo, son minimizar las características principales del trastorno y los déficits que se asocian a este, y así mejorar la independencia funcional y la calidad de vida, además de aliviar el estrés de la familia y de su entorno.

En miras al logro de estos objetivos, el tratamiento debe:

Tener un niño con autismo en casa y en el aula, puede suponer todo un desafío para los padres y los docentes. Por eso a continuación veremos algunas actividades idóneas para realizar con niños autistas en el hogar y en el aula

Actividades para niños autistas en el aula

Es importante tener en cuenta que a niños con autismo no les gustan los cambios imprevistos. De hecho, les producen mucho estrés, así que frente a estas situaciones ellos pueden alterarse, gritar o quieran escaparse.

  • Utilizar herramientas de apoyo visual. Esto se utiliza mucho con niños con autismo. Pueden planificarse fichas donde se expliquen detalladamente las actividades que se realizarán durante el día de clases. Así los niños sabrán y entenderán (con este apoyo visual) lo que sucederá y podrán anticiparse a ello.
  • Tener en cuenta los cambios imprevistos y anticiparse a ellos. Hay que estar muy atento para reconocer cuando un niño con autismo comienza a manifestar impaciencia.
  • Reconocer aquello que motiva al niño. Cada niño con autismo es único. Algunos son más tranquilos, otros más eufóricos, a algunos les gusta pintar, otros prefieren juegos con muñecos. Se debe tomar como punto de partida los intereses de cada niño. Esto hará más fácil la tarea, logrando su concentración y captar algo de atención inicial.
  • Establecer rutinas con números (ayudándose con fichas visuales). Ayudarse con fichas visuales es útil, ya que los niños autistas son muy estructurados. Por esa razón es necesario adaptar la clase. La finalidad es que ellos se encuentren cómodos dentro de esa estructura.
  • Darles una tarea a la vez. Debemos recordar que ellos reciben todos los estímulos a la vez. Por esta razón no logran concentrarse o prestar atención con facilidad.
  • Utilizar las canciones que son conocidas para ellos e incluirlas como refuerzo auditivo. Así ellos podrán identificar determinadas tareas.

Actividades en casa para niños con autismo

  • Hacer una agenda. Debe ser muy gráfica, valiéndose de elementos que los niños puedan identificar. Una de las características de los niños con autismo es que tienen conductas repetitivas, por esta razón la agenda resulta muy útil. Los propios niños pueden dibujar lo que tienen que hacer, o si prefieren pueden imágenes de revistas y periódicos.
  • Bailar. Disfrutar de moverse al ritmo de la música, es una buena actividad para niños con autismo, ya que esto les permite conectarse un poco con el mundo real y adquirir destrezas artísticas.
    Practicar deportes. Sobre todo nadar y a la vez escuchar la música que más les gusta, por supuesto siempre bajo supervisión de adultos.
  • Los cuentos antes de dormir. Esta es una de las mejores actividades para niños con autismo, ya que a través de este medio los niños pueden concentrarse en la historia que se desarrolla en el cuento y poner un poco de atención a las instrucciones que dan los padres.
  • Pintar o tocar un instrumento. Algunos niños con autismo tienen dificultades para mirar a un punto concreto, con estas actividades el niño se puede enfocar en un punto fijo.

Cada una de estas actividades debe realizarse de forma regular. Consultar a un especialista siempre es necesario, ya que cada niño tiene necesidades diferentes.

En Masquemedicos encontrarás a los mejores psiquiatras de Madrid, Palma de Mallorca, Valencia y todas las localidades españolas.

masquemedicos

Masquemedicos es un buscador de médicos y clínicas con opiniones de sus pacientes.

masquemedicos

Masquemedicos es un buscador de médicos y clínicas con opiniones de sus pacientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *