Causas y prevención de la sudoración excesiva en los pies

5 (100%) 6 vote[s]

En la planta del pie poseemos gran cantidad de glándulas sudoríparas (más de 250.000 en cada pie), por lo que es normal que sea una zona del cuerpo que sude más. Pero cuando notamos que siempre están húmedos o que hay un cambio de coloración es cuando debemos de acudir al especialista.

Causas del aumento de sudoración en los pies

Javier de Lara, experto en podología en la Clínica Podoactiva Montecarmelo (Madrid) nos explica que “existen varios factores, como infecciones bacterianas o fúngicas, genética (como hiperactividad del tiroides o alteraciones del sistema nervioso) y cambios emocionales que hacen que aumente esta sudoración.”

La alimentación también influye en el aumento de la sudoración de los pies “sobre todo las dietas hiperproteicas, bebidas con cafeína (estimula las glándulas sudoríparas), comida o especias picantes y el alcohol (ya que ensancha los vasos sanguíneos)” nos indican los especialistas de Podoactiva.

Esta sudoración excesiva de los pies es más frecuente durante la pubertad y juventud, el especialista explica que “esto se debe a que las glándulas sudoríparas presentan su máxima actividad en esas edades”.

Calzado y sudoración en los pies

Al utilizar un calzado cerrado a sudoración de los pies aumenta,  sobre todo si son de materiales sintéticos o están muy apretados.

La ventaja principal del calzado abierto cuando sufrimos exceso de sudoración en los pies es que transpira mejor el pie, “pero si sufres hiperhidrosis, será muy incómodo caminar porque resbalará mucho el pie en el interior y puede producir una deambulación inestable, así como esguinces o caídas” apuntan desde Podoactiva.

Además el aumento de sudoración en los pies puede provocar la aparición de hongos, ya que la proliferación de microorganismos se produce en medios húmedos.

¿Cómo se puede evitar que los pies suden?

Javier de Lara, nos da algunos consejos para evitar la sudoración en los pies:

  • Es importante tener una buena higiene, lavarlos con regularidad, secar bien entre los dedos y cambiar de calcetines un par de veces al día si hace falta.
  • Un calzado transpirable también será fundamental.
  • También existen talcos o productos específicos para esta patología.

Si padeces de hiperhidrosis en los pies, es conveniente que consultes a un especialista en podología para recibir el tratamiento necesario para dar solución a este problema y evitar la aparición de otras patologías como los hongos.

Más información sobre esta tema en el blog de Podoactiva.

Javier de Lara, experto en podología de Clínica Podoactiva Montecarmelo (Madrid)

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *