La ameba ‘come cerebros’. Un parásito que puede provocar la muerte

5 (100%) 1 vote

La meningoencefalitis amebiana primaria es una infección cerebral con un alto índice de mortalidad provocada por la llamada ameba come cerebros. Se trata de una enfermedad muy rara pero el mes pasado falleció un hombre en Estados Unidos a causa de ella.

La preocupación ha aumentado ya que han aparecido casos en Argentina y España.

El caso ocurrido en Estados Unidos se trataba de un surfista, que contrajo la ameba en una piscina de olas en Texas.

En Argentina el fallecido fue un niño de 8 años, que enfermó después de nadar en una laguna.

En España la infectada fue una niña de 10 años, que sobrevivió a la infección del parásito, después de contraer la ameba en una piscina municipal.

Este es uno de los pocos casos en los que la víctima ha conseguido sobrevivir, ya que la tasa de mortalidad es de un 97%.

La ameba “come cerebros”

El ameboide Naegleria fowleri, responsable de la infección, vive en agua dulce templada, y es posible encontrarla en tierra húmeda, piscinas, lagunas y estanques. Así lo indican los CDC (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados por sus siglas en inglés).

Cuando el agua está contaminada, las personas pueden contagiarse, el organismo entra a través de las fosas nasales.

El parásito llega hasta el cerebro y destruye el tejido cerebral. Por esta razón se le llama ameba “come cerebros“.

La mayoría de los casos se producen en verano ya que la ameba se desarrolla mejor en temperaturas cálidas.

El CDC (Communicable Disease Center, de Estados Unidos) indica que si únicamente se bebe el agua contaminada, no se contagia la infección. Además, es importante recordar que no se transmite de persona a persona.

Síntomas de la infección

Los primeros síntomas suelen ser dolor de cabeza, fiebre, congestión nasal o rigidez en la zona de la nuca. Estos síntomas pueden ser confundidos con los de la gripe.

Tres o cuatro días después, la víctima empeora, comienza a tener convulsiones, delirios, confusión, pérdida del equilibrio y del control del cuerpo, comportamiento anormal, e incluso puede entrar en un coma irreversible.

En la mayoría de los casos, después del coma el paciente fallece por paro cardio-respiratorio o edema pulmonar.

Quienes fallecen a causa de este parásito suelen hacerlo entre 7 y 10 días después de haber sido infectados. Debido a la rapidez con la que los síntomas se manifiestan y avanzan, el trabajo de los médicos resulta muy complicado, haciendo que muchos casos sean diagnosticados después del fallecimiento del paciente.

Tratamiento para la infección de la ameba “come cerebros”

Se trata de una enfermedad poco común. En Estados Unidos sólo se han presentado 143 casos entre 1962 y 2017, pero de todos ellos solo sobrevivieron 4 personas.

Aproximadamente una docena de contagiados de esta infección ha sobrevivido en todo el mundo.

Para tratar a los pacientes se suele utilizar droga antiparasitaria llamada miltefosina. En 2013, fue posible salvar dos vidas gracias a este medicamento.

En el caso de España, en el que la niña infectada logró sobrevivir, también se utilizó un tratamiento con antiparasitarios, ya que los antibióticos no son efectivos en estos casos.

Prevenir el contagio de la ameba “come cerebros”

La recomendación para prevenir la infección producida por la ameba “come cerebros” es evitar que el agua entre en las fosas nasales al nadar en aguas dulces.

La probabilidad de ser infectado es muy baja, pero si se desea evitar preocupaciones, lo mejor es bañarse en el mar, ya que la ameba evita las aguas saladas y frías.

masquemedicos

masquemedicos

Masquemedicos es un buscador de médicos y clínicas con opiniones de sus pacientes.
masquemedicos

Artículos relacionados

masquemedicos

Masquemedicos es un buscador de médicos y clínicas con opiniones de sus pacientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *