Arun Mansukhani: El apego en la infancia

Arun Mansukhani es psicólogo especialista en Psicología Clínica, Sexólogo y Consultor y facilitador EMDR, con él hablamos de la dependencia interpersonal y de los problemas de apego en los adultos y de cómo los problemas en la infancia se trasladan a la edad adulta.

¿Qué es el apego?

Un sistema de acción básico del ser humano, posiblemente el más básico, cuya función evolutiva es vincularnos con los adultos para que nos sintamos protegidos. Esto se observa en muchísimas especies animales y cuanto más vulnerables son al nacer mayor es el nivel de apego. Es un sistema innato y tiene que ver con vincular.

Lo que vemos es que los adultos tienen un componente de apego en las relaciones de convivencia y de larga duración, y cómo disrupciones en la infancia las tienen también en la edad adulta.

¿Qué situaciones o problemas de apego son más frecuentes en la infancia?

Hay algunos muy graves como el abandono, la negligencia, el fallecimiento, la enfermedad mental, que provocan lo que se llama apego desorganizado y que puede provocar trastornos emocionales o problemas de adicciones en la edad adulta.

Hay otros apegos no tan graves, pero que no son del todo correctos y que los agrupamos en dos bloques, los apegos evitativos, los de aquellas personas que se apegan pero desde la frialdad, desde la distancia, sin conectar con las emociones y sin intimar mucho, y los apegos ansiosos ambivalentes, en los que hay exceso de vinculación, padres muy cuidadores, sobreprotectores, ansiosos, muy preocupados…

Esta persona correlaciona mucho con la forma en la que van a ser sus relaciones de pareja… Si yo estoy en un entorno en el que la norma son las relaciones distanciantes, en mi relación de pareja tenderé a reproducir eso, a necesitar mucho espacio. Si se crece en un entorno con mucha vinculación, en la edad adulta se verá eso. También condiciona las relaciones de pareja. A veces se eligen parejas complementarias con las que se va a vivir de manera estable pero conflictiva.

En la sociedad actual en la que vivimos tan rápido, ¿de qué tipo son las relaciones, se puede hacer una radiografía?

Hay una tendencia a una mayor proporción de relaciones evitativas, distanciando. Un tipo de relaciones a través de las redes sociales en las que hay una supuesta cercanía, pero que realmente no la hay. Son relaciones de distanciamiento afectivo, y se dan en mayor proporción que hace 20 años.

Otra tendencia es que hemos pasado de una época en la que ha habido una ausencia de conciencia del apego y, por lo tanto, las relaciones paterno-filiales estaban muy basadas en la autoridad, el respeto… Excesivamente rígidas, que también han dejado a personas con problemas de autoestima. Se ha ido a una relación mucho más próxima y ahí entra el colecho, la demanda de los niños, tratar de revertir esta situación.

Ahora nos encontramos con madres y padres con un nivel de ansiedad muy alto por querer hacerlo todo perfecto, pero el hecho de que la madre o el padre esté en esa situación ya no es bueno. Al mismo tiempo, las estructuras familiares se han reducido, los menores pasan mucho tiempo rodeados de adultos y hay un peso enorme sobre las figuras primarias.

Pero, además, ha habido un descrédito de la autoridad tradicional sin que paralelamente se haya desarrollado un modelo de autoridad sano. Así que estamos viendo el efecto secundario de niños criados en principio con mucho amor pero con muy poca estructura de actividad. Estos niños tienen problemas muy parecidos a quienes han sido criados con muy poco amor.

Las niñas y niños necesitan amor, por supuesto, pero también necesitan órdenes y estamos ante niños con problemas porque sus padres no supieron poner límites.

Muchos adultos tienen dificultades para estructurar la autoridad con sus hijos, porque hay un rechazo a la autoridad por las vivencias que se han tenido o por reproducir esas estructuras.

Y con este escenario, ¿qué se puede hacer? ¿Qué se debería cambiar?

Apoyar a madres y padres. Hacer todo aquello que ayuda a reducir el estrés, porque el estrés saca lo peor de nosotros. En el caso de los padres lleva a un apego más deficitario y lo mismo sucede en las relaciones de pareja
De cara al futuro si se quiere tener generaciones sanas, no puede darse esta situación, supermamás hiperestresadas. Parece tópico pero no lo es y hay que seguir insistiendo y dotar de los apoyos necesarios

A nivel individual, tendemos a embarcarnos en grandes cosas y hay que plantearse qué cosas te hacen sentir bien, relajarse porque eso ayuda a relacionarnos mejor con los demás.

En las instituciones, actualizar los programas de intervenciones sexo-afectivos, afectivos, de inteligencia emocional y no seguir programas obsoletos cuando ahora hay muchas más herramientas, no quedarse ahí sino dar un paso más e implantarlas.

Situaciones de comportamientos que se ven en la actualidad, muestran sistemas afectivos que no son sanos. Ante determinados comportamientos sexuales, el sistema afectivo sano es el que hace no desear relaciones sexuales si una persona no quiere…

La educación sexual de nuestros hijos e hijas se hace a través del acceso que tienen a la pornografía cuando todavía son muy jovencitos, y no están preparados para entender lo que ven y que creen que es lo correcto, sin ser conscientes de que no tiene que ver con el placer, no es una relación sexual sana.

A pesar de todo, de los cambios sociales, de las relaciones interpersonales más virtuales que reales, de nuevas realidades y de la revolución social y tecnológica que parece que, en ocasiones nos domina, Arun Mansukhani se muestra optimista y convencido de que la “humanidad progresa, evoluciona. La humanidad, a grandes rasgos va mejor” y así lo explica, “hay una reducción de la violencia, de la delincuencia, de las muertes… aunque no lo parezca las cosas están mejor que las etapas históricas anteriores”.

A veces, hay cambios que modifican completamente las relaciones entre las personas y los cambios se están produciendo de una manera muy rápida.

Entrevista a Arun Mansukhani en Fundación Ibercaja en el marco del curso organizado por Elán Psicología, especialistas en psicología en Zaragoza.

Melania Bentué (Estrategias de Comunicación)

Blog de Zoe (Blog de la autora)

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *