¿Es posible ser madre después de una ligadura de trompas?

Rate this post

Muchas mujeres recurren a la ligadura de trompas como método anticonceptivo, pero en algunos casos, pasado el tiempo desean volver a ser madres, ¿es posible?.

En los casos de mujeres que se han hecho una ligadura de trompas y desean volver a quedarse embarazadas, la mejor solución es recurrir a técnicas de reproducción asistida. Pueden optar por recurrir a la fecundación In vitro o a la microinyección espermática, dependiendo de si la pareja presenta algún otro problema de fertilidad.

Un dato importante es que si la ligadura de trompas se realiza antes de los 40 años, la mujer tendrá más probabilidades de lograr un embarazo que si lo hace después de esta edad. Ya que pasados los 35 años la fertilidad de la mujer desciende de manera radical.

¿Se puede revertir la ligadura de trompas?

La ligadura de trompas consiste en impedir el paso de los espermatozoides hacia la zona ampular de la trompa de falopio, y en consecuencia evitar la fecundación, esto se logra mediante una cirugía. Generalmente se secciona un fragmento de la tropa y se realiza una ligadura con sutura reabsorbible, de esta forma los extremos quedan separados.

Para revertir la ligadura de trompas, se realiza una intervención quirúrgica en la que se unen nuevamente los extremos de las trompas cortadas.

Reconstruir las trompas de falopio es posible, pero es una técnica mucho menos efectiva que la fecundación In vitro, ya que es necesario que las trompas recuperen su permeabilidad y motilidad.

La cirugía para revertir la ligadura de trompas no garantiza la recuperación de la fertilidad al 100%, ya que es posible que no se recupere la funcionalidad tubárica.

Es importante recordar que las cirugías relacionadas con las trompas de falopio, aumentan el riesgo de que la mujer pueda sufrir un embarazo extrauterino.

Cabe destacar que las cirugías relacionadas con las trompas de Falopio, incluida la recanalización tubárica, aumentan el riesgo de sufrir un embarazo extrauterino. Por esta razón, sumado a la complejidad de la cirugía, la fecundación In vitro es la elección más frecuente entre las mujeres con ligadura de trompas que quieren volver a tener hijos, ya que es necesario transferir el embrión al interior de la matriz.

FIV después de una ligadura de trompas

La ligadura de trompas impide que el óvulo y el espermatozoide se encuentren y se produzca la fecundación, pero no bloquea la ovulación, la mujer sigue liberando óvulos aún después de realizarse la ligadura de trompas.

No se ven afectados los ovarios ni el útero, por lo que es posible realizar una estimulación ovárica mediante la administración de medicamentos, para luego extraer dichos óvulos de los ovarios y fecundarlos en el laboratorio.

Los embriones se desarrollan en cultivo durante varios días y luego se transfieren al útero de la mujer.

Adopción de embriones

Otra posibilidad para lograr un embarazo después de una ligadura de trompas, es la adopción de embriones.

Esta técnica se indica en aquellas personas que por motivos médicos o de otra índole, deben renunciar a su herencia genética, ya que consiste en la transferencia de un embrión donado. Este embrión proviene del altruismo de otras parejas que ya han conseguido ser padres gracias a la reproducción asistida, y que decidan donarlo a otras parejas para que puedan cumplir su sueño.

Si tienes dudas sobre las posibilidades de ser madre después de una ligadura de trompas, o sobre los tratamientos de reproducción asistida que pueden ayudarte a lograr un embarazo, contacta con una clínica especializada en reproducción asistida.

IMF Reproducción Asistida

IMF Reproducción Asistida en Masquemedicos

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *