Paso a paso de una lipoescultura

5/5 - (1 voto)

La lipoescultura es una cirugía que se realiza para moldear el cuerpo, eliminando los depósitos de grasa localizada entre el músculo y la piel.

Esta intervención puede llevarse a cabo en diferentes zonas: abdomen, muslos, brazos, piernas, cartucheras, papada y glúteos.

El procedimiento es muy similar al de una liposucción tradicional, pero se diferencia en el número de zonas que se trabajan. Con la lipoescultura se puede retirar tejido graso de hasta 4 áreas del cuerpo, en una misma intervención.

¿Cómo es el procedimiento de la lipoescultura?

La lipoescultura se realiza bajo anestesia general. Durante la cirugía se introduce en la zona a tratar, una pequeña cánula para aspirar y extraer la grasa.

Esta cirugía tiene una duración de entre 3-4 horas generalmente, esto dependerá de las zonas a tratar y del volumen de grasa que se vaya a retirar. Además, en algunos casos los pacientes piden que la grasa extraída vuelva a implantarse en otras zonas del cuerpo para aumentar su volumen y dar firmeza de manera natural.

Recordemos que la lipoescultura no es un tratamiento para la obesidad y el sobrepeso, se indica para moldear la figura y recuperar la silueta.

Cuidados previos a la intervención de lipoescultura

En la cita de valoración y diagnóstico, se indica al paciente si es apto para la intervención. Si presenta un buen estado de salud, no habrá ningún inconveniente.

Los pacientes que presenten alguna enfermedad o sean propensos a sufrir hemorragias, deberán realizar un chequeo completo y una analítica de sangre.

Dos semanas antes de la intervención no se deben ingerir medicaciones anticoagulantes. En la clínica se le indicará el tipo y medida de la faja postoperatoria que necesitará llevar tras la intervención.

Postoperatorio de la lipoescultura

La recuperación tras una intervención de lipoescultura es bastante rápida y sin apenas dolor, gracias al uso de nuevas técnicas quirúrgicas.

Durante las 48-72 horas siguientes a la intervención, el paciente tendrá que mantenerse en reposo absoluto y llevar un vendaje de compresión en las zonas que han sido tratadas.

El vendaje se cambiará por una faja elástica de presión, que deberá llevar durante las siguientes 2-4 semanas.

A partir del día 5 tras la cirugía, el paciente podrá retomar las actividades de su vida diaria. Para retomar las actividades deportivas deberá esperar 2 semanas.

Si deseas eliminar de una vez por todas la grasa acumulada en cualquier zona de tu cuerpo, no dudes en acudir a una consulta especializada en cirugía estética, para recibir toda la información sobre esta intervención para moldear tu cuerpo.

Clínicas Dorsia, expertos en Medicina y Cirugía Estética

Clínicas Dorsia en Masquemedicos

Clínicas Dorsia
Últimas entradas de Clínicas Dorsia (ver todo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.