¿Duele la colocación de los implantes dentales?

Rate this post

Una de las dudas más comunes entre los pacientes, antes de someterse a un tratamiento de implantes, es si sentirán dolor. Los avances actuales en materia de implantología, hacen que la intervención sea de mínima invasión, siendo posible utilizar anestesia local y evitar así el dolor y las molestias.

Hay que tener en cuenta que los implantes dentales son piezas de titanio, similares a un tornillo, que se colocan en el hueso maxilar o mandibular, para servir como sujeción de una corona dental que sustituirá al diente perdido. Por lo tanto, es evidente que se producirán algunas molestias a posteriori.

Dolor durante la cirugía de implantes

Para colocar un implante dental se hace una pequeña incisión en la encía y un breve fresado del hueso donde se va a colocar el tornillo. Antes de iniciar este procedimiento, se aplica anestesia local para evitar el dolor.

También es posible, en algunos casos, realizar la intervención bajo sedación. Se recurre a esta opción cuando se trata de una intervención complicada, o si el paciente padece ansiedad a la hora de someterse a un tratamiento odontológico.

Consiste en la administración de una sedación medicamentosa suave, que mantienen al paciente en un estado de relajación semiconsciente.

Dolor en el postoperatorio de implantes dentales

El postoperatorio es un proceso sencillo y rápido. Pueden aparecer algunas molestias leves durante los primeros días, como inflamación local y dolor leve o sensibilidad, que pueden ser tratados con analgésicos y antiinflamatorios.

Las molestias que pueden aparecer en el postoperatorio de implantes dentales, en la mayoría de los casos, son inferiores a las que se produce con la extracción de un diente. Sabiendo esto, los pacientes pueden hacerse una idea de cuánto les dolerá.

Por supuesto, es evidente que no es lo mismo colocar un único implante, que cuatro. Tampoco es lo mismo tener que hacer un injerto que no hacerlo.

Cuando hay suficiente hueso y encía, la cirugía es muy simple y no se produce apenas trauma. Cuando las circunstancias en las que acude el paciente son peores y se requiere aumentar el hueso o la encía con injertos, la cirugía es más importante y puede producir un dolor moderado en el postoperatorio.

Prevención del dolor en el tratamiento de implantología

Para reducir al máximo el dolor y las molestias que pueden aparecen durante y después de la colocación de implantes dentales es imprescindible tener en cuenta tres factores:

  • Especialista: el profesional que realice el tratamiento debe contar con formación especializada en implantes dentales y microcirugía. También es importante su experiencia y el trato brindado a los pacientes.
  • Planificación: la valoración y planificación previas a la cirugía de implantes dentales es imprescindible para conseguir la máxima precisión. Cuanto más precisa sea la intervención, menor será el trauma causado en los tejidos y el dolor.
  • Técnicas: para causar el menor trauma es importante utilizar técnicas de microcirugía. Además, recomendar al paciente las pautas y medicamentos adecuados durante el postoperatorio.

El tratamiento de implantes dentales es indoloro y el paciente puede hacer vida normal, siguiendo las recomendaciones del implantólogo.

Si las molestias empeoran o hay dolor en el implante, es necesario acudir al dentista a la brevedad posible, para realizar una valoración, ya que no son síntomas normales tras llevar a cabo este tratamiento dental.

Dra. Pilar Garrido Lapeña, Médico Estomatólogo

Dra. Pilar Garrido Lapeña en Masquemedicos

Pilar Garrido Lapeña

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *