Estrés postraumático en personal sanitario

Este tiempo trabajando en primera línea frente al Covid-19, ha supuesto un gran impacto emocional para los sanitarios. Un estudio realizado por el Laboratorio de Psicología del Trabajo y Estudios de Seguridad de la Universidad Complutense, ha manifestado que el 53% de estos sanitarios presentan valores compatibles con estrés postraumático.

Un 79,5% de los sanitarios presenta síntomas de ansiedad, y un 51,1% síntomas depresivos. En relación con el ‘burnout’, el 40% de estos trabajadores se sienten emocionalmente agotados.

¿Cómo puede evitar el personal sanitario, sufrir estrés postraumático?

A medida que la pandemia acabe, muchos sanitarios pueden sufrir estrés postraumático, que se experimenta tras una situación en la que la persona se encuentra en peligro, y se caracteriza por revivir constantemente los recuerdos del acontecimiento traumático, pero es posible evitarlo.

Es necesario hablar sobre las emociones, miedos, inquietudes, reflexionar sobre los sentimientos, no aislarse y aceptar la situación que estamos viviendo. No es fácil, pero es necesario. La aceptación ayuda a disminuir el resentimiento y la rabia, no aceptar solo produce desgaste emocional y físico, y nos hace menos eficientes.

También es importante rebajar las expectativas, los sanitarios no siempre tienen la solución a todo, no son superhéroes, son humanos, y ya sólo por estar allí, en primera línea, son un gran ejemplo para toda la ciudadanía. Un nivel muy alto de exigencia puede llevar a la frustración, y de allí a la ansiedad.

El autocuidado también es primordial, mantener una buena alimentación, dormir lo suficiente. Permanecer en el aquí y ahora durante el trabajo, traer la mente al momento presente, esto ayuda a ahorrar energía y minimizar los posibles fallos.

Es muy importante que el personal sanitario pueda descansar, la escasez de trabajadores de este gremio ha provocado que muchos no tengan el descanso que necesitan, pero hacer pequeñas paradas durante la jornada de trabajo es de gran ayuda para recargar energías.

Desconectar del trabajo realizando alguna actividad física o lúdica, disfrutar del tiempo con los seres queridos, hablar, reírse. A veces el agotamiento puede apartarnos de esas pequeñas cosas que son tan importantes.

A pesar de los avances científicos con los que contamos en la actualidad, este virus nos ha pillado a todos por sorpresa, y lo sorpresivo, es uno de los elementos que hacen que una situación sea traumática.

Una rápida intervención psicológica sobre este colectivo, puede ser de gran ayuda para proteger su salud mental, evitar que el estrés y ansiedad les supere, y se convierta en un trastorno de estrés postraumático.

Clínicas Origen, especialistas en Psicología y Psiquiatría

Clínicas Origen en Masquemedicos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *