Bichectomía, el procedimiento ideal para mejorar el aspecto de las mejillas

3.5/5 - (2 votos)

En ocasiones, la estructura de la cara y de las mejillas de una persona puede hacer que se vea con sobrepeso, incluso si cuenta con un peso ideal. Con la bichectomía es posible remodelar el rostro eliminando el exceso de tejido graso que se acumula en la región de las mejillas sin dejar cicatrices visibles.

¿Qué es y en qué consiste la bichectomia?

La bichectomía hace referencia a la intervención destinada a eliminar el exceso de grasa de las mejillas para conseguir un contorno facial más proporcionado.

Con la bichectomía se eliminan las almohadillas de grasa bucal de las mejillas, es decir, las bolsas de grasa que se acumulan en las mejillas y que no desaparecen empleando las técnicas tradicionales de pérdida de peso (dieta más ejercicio).

Cuando se elimina el exceso de volumen de las mejillas, los pómulos destacan más y se reduce la apariencia redonda de la cara. Esta cirugía proporciona resultados permanentes, ya que las bolsas de grasa no vuelven a aparecer una vez que se extraen.

Los resultados son visibles desde el primer momento, aunque debido a la inflación inicial hay que esperar unas semanas para ver resultado final.

¿Cómo se realiza la bichectomía?

Se trata de un procedimiento muy sencillo e indoloro que se prolonga durante 45 minutos. Se puede realizar con anestesia local, sedación o anestesia general.

Para llevar a cabo la cirugía de reducción de mejillas se hace una incisión dentro de la boca de aproximadamente 1 cm para llegar a la grasa de esa región y extraer las bolas de Bichat, que son unas glándulas de tejido graso que se encuentran en las mejillas.

Con la bichectomía se elimina alrededor del 40-50% de la grasa. Dado que la estructura ósea y grasa de los pacientes masculinos es diferente, se extrae menos grasa cuando el procedimiento se realiza en hombres.

Con este procedimiento se consigue una mayor definición en el sector medio del rostro, se mejora la simetría de las mejillas, se destacan los pómulos y se consigue un rostro alargado, estilizado y juvenil.

Como en todas las operaciones, se recomienda dejar de fumar y de consumir alcohol al menos una semana antes de la bichectomía; algo que es fundamental para que el proceso de curación sea rápido. Además, no se deben tomar anticoagulantes antes de la operación.

Cosas a considerar tras la cirugía

Dado que habrá pequeñas suturas dentro de la boca después de la cirugía, hay que evitar comer alimentos sólidos durante los primeros días. Es normal que el paciente tenga dificultad para masticar tras la intervención. Habrá que ir añadiendo alimentos sólidos poco a poco.

El paciente debe evitar el enjuague bucal durante tres días. Además, hay que tener mucho cuidado al limpiar la boca para prevenir cualquier tipo de infección. Las suturas en la boca se absorberán por completo en unos pocos días.

Puede haber algo de edema e hinchazón alrededor del lugar intervenido durante 2 a 3 semanas. Se pueden usar bolsas de hielo para minimizar el edema y la hinchazón. La mayoría de los pacientes pueden reanudar sus actividades sociales inmediatamente después de la cirugía.

Saber más sobre la bichectomía drmolto.com

Dr. Moltó en Masquemedicos

Dr. Roberto Moltó García

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.