¿Cómo reducir la ansiedad por el confinamiento?

La situación que estamos viviendo actualmente muchas veces nos parece increíble, sentimos que corresponde más a una escena de hollywood que a nuestra realidad diaria.

En consecuencia nuestro estado de ánimo y salud psicológica pueden verse afectados, y nuestra reacción es la de sufrir ansiedad.

Con estos consejos queremos ayudarte a disminuir esa ansiedad durante el confinamiento, y favorecer a tu bienestar psicológico.

Evitar el exceso de información

Es importante estar informado, pero excedernos viendo las noticias, leyendo artículos online o incluso alarmarnos con información de dudosa procedencia a través de las redes sociales, no aporta ningún beneficio, solo aumenta nuestra ansiedad.

Elige fuentes oficiales de información y no pases todo el día revisando las noticias.

Afrontar las preocupaciones de forma racional

Escúchate y analiza lo que te preocupa, puedes incluso escribirlo para observarlo con mayor claridad. Aplica técnicas que en el pasado hayan funcionado para controlar los sentimientos negativos.

Piensa si el discurso que te das a ti mismo es correcto o estás exagerando, y si puedes hacer algo para cambiarlo y recuperar el control, y mejorar la situación.

Cuida tu espacio vital

Recuerda que la tranquilidad y bienestar están en nuestro interior, nuestra zona de confort personal sobre la que podemos tener cierto control. La forma en la que interpretamos nuestro entorno define nuestro estado. Tenerlo presente es de gran ayuda cuando sientas que tu zona de confort se ve atacada por situaciones que están fuera de nuestro control.

Organiza tu jornada

Sigue unos horarios y establece una rutina sencilla donde incluyas aficiones y tareas domésticas. Hazlo en función de las cosas que te interesa, te ocupan o te entretienen. Ordenar por fin el armario, leer ese libro que tienes pendiente, hacer deporte en casa, o ver una película, todas estas actividades te ayudarán a mantenerte ocupado.

Respira correctamente

Ante un nivel de alerta que supera lo habitual, nuestro cuerpo responde generalmente hiperventilando, esto provoca un exceso de oxígeno provocando sensación de ahogo, mareo, falta de visión…

Para evitarlo, aprende a realizar una respiración profunda o diafragmática: Adopta una postura correcta, siéntate con la espalda recta, apoyada en la silla. Los pies también deben estar apoyados en el suelo. Luego colocar una mano sobre tu vientre y la otra sobre tu pecho, y comienza a respirar, inspira lentamente hasta que el aire llegue a la base de los pulmones, retén el aire durante al menos 3 segundos, y expira, soltando el aire por la boca lentamente. Repítelo 2 o 3 veces.

Siéntete útil

Una forma de combatir la ansiedad es sentir que formamos parte de la solución. Puedes elegir iniciativas promocionadas en redes sociales para ayudar a los menos favorecidos, o simplemente realizar acciones pequeñas pero importantes como hablar con un vecino por teléfono, ayudar a los mayores que no pueden hacer la compra, ayudar a tus familiares con dudas o información que necesiten, etc.

¿Qué hacer si estás solo en casa o aislado en tu habitación?

En la era de internet las distancia pueden acortarse, esto te ayudará a mantener tu vida social. Mantén el contacto con familiares y amigos, utiliza las diferentes apps y plataformas para chatear o hacer videollamadas con ellos.

Además intenta no pasar todo el día en la cama y hacer ejercicios, en la medida de lo posible.

Otra buena opción es realizar un curso online, aprender alguna nueva habilidad o mejorar tus conocimientos sobre ciertos temas, nunca está de más.

Recuerda que esta situación es pasajera y pronto podremos retomar nuestras vidas, ver a nuestras familias y amigos, y volver compartir momentos juntos. Mientras tanto tu salud física y mental es la prioridad, cuídala.

Clínicas Origen, especialistas en Psicología y Psiquiatría

Clínicas Origen en Masquemedicos

Clínicas Origen

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *