Degeneración macular asociada a la edad, principal causa de la ceguera legal

5 (100%) 1 vote[s]

Tradicionalmente el concepto de ceguera era la ausencia de percepción de luz. Hoy en día se maneja un nuevo concepto que es el de ceguera legal.

Ceguera legal

La ceguera legal es la disminución de la visión de forma que la persona afectada no puede realizar las actividades de su vida cotidiana, tareas tan simples como marcar un número de teléfono, coser, cruzar un semáforo…

La principal causa de ceguera legal en las personas mayores es una enfermedad conocida como DMAE (Degeneración Macular Asociada a la Edad).

Esta enfermedad afecta a la mácula, que es la parte central de la retina en la que reside la visión de los contornos, los objetos pequeños y el detalle. Gracias a la mácula podemos llevar a cabo las actividades antes mencionadas.

Otro factor ligado a la DMAE es la edad, ya que está patología oftalmológica se desarrolla progresivamente a partir de los 50 años, que es cuando comienzan a aparecer las primeras manifestaciones de la enfermedad. De esta forma, la prevalencia aumenta en torno a los 65 años y a los 80 años la cantidad de ancianos que padecen DMAE es muy numerosa.

Factores de riesgo de la DMAE

Si los padres o los tíos directos de una persona padecen DMAE, el riesgo de que esta también la sufra aumenta.

El consumo de tabaco, además de influir negativamente en la aparición y desarrollo de más de una veintena de enfermedades, hace que la Degeneración Macular Asociada a la Edad que padece un fumador sea bastante más agresiva, más rápida en su evolución y que la persona responda mucho peor al tratamiento.

La hipertensión arterial perjudica al corazón y al cerebro, pero también afecta al ojo. Si se tiene DMAE e hipertensión arterial, la enfermedad ocular previsiblemente irá mucho peor.

Síntomas que pueden indicar la existencia de DMAE

Deformación de la imagen. Al observar una línea recta la ve torcida. Por ejemplo, al mirar una puerta o el mosaico del suelo, verá los trazos torcidos en lugar de verticales y horizontales.

Pérdida de visión central. Aparece una mancha negra en el centro del campo de visión que impide ver. Por ejemplo, al intentar abrir una puerta el paciente no ve la manecilla para abrirla.

Cuando se comienzan a presentar estos síntomas es imprescindible acudir al oftalmólogo cuanto antes. El especialista medirá la visión, dilatará la pupila y realizará una serie de pruebas necesarias para emitir el diagnóstico más preciso posible.

Cómo detectar la DMAE

Las dos pruebas básicas para detectar la Degeneración Macular Asociada a la Edad son:

  • Tomografía de coherencia óptica: se realiza un perfil de la retina, concretamente de la mácula.
  • Angiografía fluoresceínica: estudio de la circulación mediante la inyección de un colorante. Hoy en día la tecnología disponible permite realizar esta prueba sin la inyección de colorante mediante la Angiografía OCT, haciendo el proceso más cómodo y menos agresivo para el paciente.

Tratamiento de la DMAE para evitar la ceguera legal

Después de establecer el diagnóstico, no todos los pacientes acabarán en ceguera legal.

El tratamiento consiste en la administración de fármacos que se introducen en la cavidad vítrea mediante una inyección, conocidos como fármacos antifactor de crecimiento endotelial vascular.

Estos fármacos administrados de forma regular, son capaces de detener el proceso de en la mayoría de los casos, incluso en un 30%-40% de los pacientes puede mejorar la visión.

El diagnóstico precoz, el tratamiento adecuado, y el seguimiento estricto por parte del oftalmólogo son imprescindibles para evitar llegar a la situación de ceguera legal.

Vissum Corporación Oftalmológica

Vissum, Corporación Oftalmológica en Masquemedicos

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *