Levantamiento o lifting de cejas

Pese a que no se tengan tan en cuenta como otras áreas del rostro, las cejas son una parte muy importante para la belleza y la armonía facial.

Pero no solo tienen un valor estético. Su principal función es la de evitar que el sudor de la frente se dirija hacia los ojos.

Además, son una de las partes más expresivas del rostro, ya que reflejan nuestro estado de ánimo: sorpresa, tristeza, interrogación…

¿Por qué se “caen” las cejas?

El envejecimiento no es ajeno a ninguna área de nuestro cuerpo.

Con el paso de los años se produce una caída fisiológica de las cejas que, además de aportar al rostro un aspecto envejecido, como de cansancio, hace que la persona que lo padece tenga que hacer un esfuerzo extra para mejorar su campo visual, generando arrugas en el área frontal.

Muchos de los pacientes que acuden a nuestra clínica presentan lo que denominamos “mirada oculta”, es decir, los ojos se desdibujan detrás de un mar de pliegues que se forman en la cola de la ceja.

En un primer momento los pacientes suelen pensar que sus problemas se solucionan con una blefaroplastia o cirugía de párpados caídos, pero en muchas ocasiones el problema reside más en la caída de la cola de la ceja que en la de los párpados (en realidad desciende toda la ceja, pero más la cola).

Si a un paciente que presenta este problema le realizamos una cirugía de párpados le agravamos el problema, ya que la ceja se irá hacia abajo aumentando el aspecto envejecido del rostro.

También son muy habituales las patas de gallo, es decir, las arrugas que se forman alrededor de los ojos, como resultado de la expresión facial repetida y de la pérdida de elasticidad de la piel. Las patas de gallo, que ya son de por si molestas y antiestéticas, se acentúan en la región externa del ojo, provocando que la distancia entre la ceja y las pestañas se acorte.

Por lo tanto, con el lifting de cejas se combate el envejecimiento del área ocular mejorando la armonía facial y evitando la formación de arrugas.

¿En qué consiste el levantamiento de la cola de la ceja?

No hay un tratamiento único para mejorar el aspecto de las cejas.

Cada paciente es un mundo y requiere un procedimiento especializado y adecuado a su caso. Existen distintas posibilidades y técnicas para afrontar el levantamiento de la cola de la ceja:

Botox

La inyección de toxina botulínica es muy efectiva para tratar las zonas con arrugas o flacidez. El Botox se aplica directamente sobre el músculo para paralizarlo y frenar las distintas contracciones del mismo; de esta manera conseguimos darle a la ceja un aspecto más elevado. Es un procedimiento que permite realizar levantamientos moderados, ideal para pacientes que no desean un cambio estético acentuado.

El resultado no es definitivo.

Lifting coronal o de la frente

Lo recomendamos cuando la caída es bastante evidente. Es un procedimiento invasivo que consiste en extirpar piel y músculo frontal a partir de una incisión que sigue el borde del pelo, de oreja a oreja.

Lifting endoscópico de la frente

El resultado es el mismo que con el Botox, pero definitivo. Se utiliza una cámara que se inserta debajo de la piel a través de tres pequeñas incisiones que se realizan en el cuero cabelludo. A partir de ellas, tensamos todas las estructuras conjuntamente hacia arriba y resecamos el corrugador y el supraciliar.

Lifting de cola de cejas o de la región temporal

Para llevarla a cabo se realiza una incisión de entre 4 y 7 cm a ambos lados del cuero cabelludo (cerca de la sien). También puede realizarse en la línea de implantación del cuero cabelludo o dentro del propio pelo.

Los resultados son más duraderos contra más cerca de la ceja se realice la incisión.

¿Cómo es la recuperación del lifting de cejas?

La mayoría de los liftings requiere de una noche de ingreso hospitalario. Es normal que aparezcan algunos hematomas e hinchazón los primeros días. Los puntos de sutura se retirarán pasados los 5-6 días.

Se recomienda reposo durante 3-4 días, pasado este periodo el paciente puede incorporarse progresivamente a su puesto de trabajo siempre y cuando no requiera un enrome esfuerzo físico.

En caso de realizar actividades físicas deberá esperar entre 3 y 4 semanas.

Se debe evitar la exposición solar y, si es posible, el humo.

Para que el resultado sea satisfactorio es muy importante que el paciente tenga unos objetivos realistas y que comprenda todos los pasos del proceso, especialmente aquellos relacionados con posibles complicaciones y efectos secundarios.

Saber más en drmolto.com
Dr. Moltó en Masquemedicos

Dr. Roberto Moltó García

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *