¿Se puede tratar el deseo sexual hipoactivo en el hombre?

El Trastorno del deseo sexual hipoactivo (TDSH) es básicamente la ausencia de interés por llevar a cabo cualquier tipo de actividad sexual. Se trata de un trastorno común, más de la mitad de las consultas por problemas sexuales se deben a la falta de deseo.

Afecta aproximadamente al 10% de los hombres, y actualmente existe un incremento de este problema.

Causas del Trastorno del deseo sexual hipoactivo (TDSH) en los hombres

Son múltiples las causas que pueden originar la falta de deseo sexual en el hombre, ya que este se basa en una compleja interacción de diversos factores que pueden ser físicos o psicológicos.

Enfermedades como artritis, diabetes, presión arterial alta, cáncer, o los trastorno neurológicos, pueden ser causantes del TDSH.

También puede aparecer como efecto de algunos medicamentos, especialmente con los antidepresivos. El consumo de drogas, o de alcohol en exceso también puede reducir el deseo sexual en el hombre.

Por supuesto, el estado de ánimo es un factor clave en el deseo sexual. Problemas de ansiedad, depresión o baja autoestima, hacen que la líbido se reduzca.

Otra de las causas psicológicas del TDSH pueden ser experiencias sexuales previas negativas, o haber sufrido maltrato físico o abuso sexual.

Los problemas en la pareja también tiene una gran influencia en el deseo sexual masculino.

¿Cómo tratar el trastorno del deseo sexual hipoactivo en los hombres?

El abordaje del trastorno del deseo sexual hipoactivo se enfoca según las causas que lo provoquen.

  • Brindar información sexual a la persona afectada.
  • Aplicar técnicas para disminuir la ansiedad y el estrés.
  • Si la falta de deseo sexual se produce como efecto secundario de algún medicamento, es necesario ajustar las dosis de dicho fármaco.
  • Recurrir a técnicas cognitivas para modificar los pensamientos, creencias y expectativas en torno al sexo.
  • Mejorar la comunicación en la pareja.
  • Cuando el problema aparezca como consecuencia de alguna enfermedad física, se debe buscar tratamiento para dicha patología.
  • Actualmente existen tratamientos farmacológicos para el trastorno del deseo sexual hipoactivo, tanto hormonal como mediante el uso de fármacos estimulantes de la dopamina, pero su eficacia es relativa si no se trabaja en mejorar otras posibles causas.

Cuando se presenta en el hombre un trastorno del deseo sexual hipoactivo, se recomienda acudir a la consulta de un especialista para recibir la atención psicológica necesaria, ya sea de manera individual o en pareja. La ayuda de un profesional siempre es clave para solución a este problema.

Clínicas Origen, especialistas en Psicología y Psiquiatría

Clínicas Origen en Masquemedicos

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *