¿Eres propenso a sufrir problemas de encías?

La enfermedad de las encías aparece de forma reiterada en las personas entre 30 y 50 años, de hecho un 50% de los españoles presenta síntomas como inflamación de las encías o sangrado tras el cepillado.

Cuando se acumulan bacterias entre la encía y el diente, organizadas en forma de placa bacteriana, se produce la inflamación de los tejidos adyacentes. Cuando existe placa bacteriana, hay también algún grado de gingivitis.

Existen algunos factores que hacen a una persona más propensa a sufrir enfermedades periodontales, a continuación los explicamos.

Factores que aumentan el riesgo de enfermedades en las encías

Factores genéticos

Los antecedentes familiares de enfermedades periodontales aumenta el riesgo de padecer estas patologías que afectan a las encías.

Factores ambientales

Entre estos factores se encuentran el sobrepeso, el consumo de alcohol y sobretodo el estrés y tabaquismo.

La relación entre el estrés, ansiedad o depresión, y el padecimiento de una enfermedad de las encías se ha demostrado. Cuando los niveles de cortisona aumentan (cuando hay estrés) esto contribuye a que la inmunidad del cuerpo disminuya, por lo tanto es más susceptible a la enfermedad periodontal.

También se ha mostrado que las personas constantemente estresada además son más propensas a adquirir otros hábitos que también hacen que aparezcan enfermedades en las encías tales como: fumar, llevar una mala alimentación, no limpiar los dientes correctamente.

El tabaco también influye en la aparición de las enfermedades periodontales. En los fumadores las defensas de las frente a las bacterias se ya se considerablemente.

Otras enfermedades

Enfermedades que afectan a otras partes del cuerpo, tales como osteoporosis, diabetes, enfermedades que provoquen inmunodepresión, o infecciones frecuentes como el herpes, pueden provocar la aparición de enfermedades periodontales.

Especialmente las personas diabéticas son propensas a sufrir infecciones dentales como la inflamación de las encías. Esto se debe a que el flujo de saliva en los diabéticos disminuye, y experimentan una sensación de ardor en la boca o la lengua, que puede derivar en una enfermedad periodontal.

Embarazo

Los cambios hormonales que se producen en el cuerpo durante el embarazo afectan también a la salud bucodental, ya que pueden hacer que las encías sean más sensibles a la placa dental.

Los expertos indican que un 70 % de las mujeres embarazadas sufre alguna enfermedad gingival durante la gestación.

Otros factores nocivos durante el embarazo son los vómitos, que en exceso pueden provocar erosión dental, favorecer la aparición de caries y problemas de las encías.

Menopausia

Durante el período de la menopausia la producción de hormonas disminuye, y esto afecta directamente en la mucosa bucal, el hueso que sostiene la dentadura y la salud de las encías.

Durante esta etapa puede producirse una afección llamada gingivitis descamativa, caracterizada por la pérdida de las capas externas de la encía, esto puede dejar al descubierto las terminaciones nerviosas de la misma. También puede producirse un desgaste óseo que afecta a los maxilares, que puede provocar la pérdida de piezas dentales.

Malos hábitos de higiene bucal

No mantener una buena higiene bucodental junto con la ausencia de cuidados profesionales, puede provocar la aparición de enfermedades en las encías.

La enfermedad periodontal no suele doler, salvo en algunas variaciones agudas , el sangrado es una de las pocas cosas que nos puede alarmar pero en personas fumadoras se puede enmascarar, porque el tabaco hace que haya una vasoconstricción periférica y éstos pacientes no suelen sangrar, además responden peor al tratamiento. Es necesario acudir al dentista para recibir el diagnóstico y tratamiento adecuado.

Art Dental Madrid, clínica odontológica en Masquemedicos

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *